Recent Posts: Label / Tag Ex:

Carlos Cruz Diez. Otra idea del color.








Carlos Cruz-Diez:  Nace en Caracas el 17 de agosto de 1923, es un artista plástico venezolano, uno de los máximos representantes del arte cinético a nivel mundial, vive y trabaja en París desde 1960. Uno de los protagonistas más significativos del arte óptico y cinético venezolano. Desde pequeño sintió inclinación por el color y las artes plásticas. De niño escuchó hablar de literatura, de arte, de música y de teatro; su padre era poeta y su madre le acompañaba en sus lecturas. Pero el dibujo y una gran caja de creyones se convirtió en su actividad favorita a través de los años.

Teórico del color, su investigación se fundamenta en cuatro condiciones cromáticas: sustractiva, aditiva, inducida y refleja. Su trabajo ha aportado una forma nueva de conocimiento del fenómeno cromático, ampliando considerablemente su universo perceptivo.

         Su investigación ha aportado al arte una nueva forma de conocimiento sobre el fenómeno del color, ampliando considerablemente su universo perceptivo. Fue presidente de la Fundación Museo de la Estampa y del Diseño Carlos Cruz-Diez en Caracas y merecedor de la Orden de Andrés Bello (OAB). En 2005 su familia crea la Cruz-Diez Art Foundation  que emplea sus esfuerzos en promover actividades educativas y expositivas en torno al pensamiento y a la obra de Cruz-Diez en pro de su difusión hacia nuevos públicos dedicada a la conservación, desarrollo, difusión e investigación de su legado artístico y conceptual.

Cruz Diez creció y se crio en La Pastora. Su pasión por el arte comenzó desde muy pequeño con la pintura. Su fascinación por el color surge a raíz de la pequeña fábrica de botellas de gaseosas que monta su padre, pues en ella descubre el reflejo de la luz y el color gracias al impacto del sol en las vidrieras. 
Estudió en el Colegio Atenas, y seguidamente cursó el bachillerato en el Liceo Andrés Bello. Decide ser artista razón por la que se inscribe en la Escuela de Artes Plásticas y Aplicadas en 1940 donde obtiene el diploma de profesor de Artes Aplicadas. culmina los estudios en 1945. Allí recibe clases de destacados maestros, entre ellos, Marcos Castillo, Luis Alfredo López Méndez y Juan Vicente Fabbiani. Entonces le interesa particularmente la obra de Francisco Narváez y Héctor Poleo. Mientras estudiaba, colaboraba con viñetas humorísticas para el diario La Esfera y la revista infantil Tricolor.
Su pintura en ese momento se centraba aún en el realismo social. Sin embargo, ya en este periodo formativo adquirió conciencia de la importancia del trabajo con el color.
Aprendió de uno de sus maestros, Rafael Ramón González, a no pintar el color plano y evidente de los objetos sino a interpretar los matices que lo componen. Años más tarde profundizó en este precepto llegando a concretar uno de sus más grandes descubrimientos: apreciar que el color está en el espacio que nos rodea y que el punto radica en saber ver el color.
Entre 1955 y 1956 viaja a París y Barcelona para ponerse al día en la investigación sobre el color. Tras su regreso a Caracas, monta un Estudio de Artes Visuales dedicado a las artes gráficas y el diseño industrial, y prosigue sus investigaciones sobre la fenomenología del color. Durante algún tiempo Cruz Diez se desempeñó como profesor de Artes Plásticas, en la Escuela de Comunicación Social de la Universidad Central de Venezuela, y dirigió la Cátedra de Investigaciones Cinéticas de la Escuela Superior Nacional de Bellas Artes.
En 1959 realiza su primer Couleur Additive y Physichromie y en 1960, decide instalarse definitivamente en París con su familia.


Junto con Jesús Soto, Alejandro Otero y Juvenal Ravelo, conforma el movimiento cinético de Venezuela, que se desarrolló sobremanera a lo largo del siglo XX, hasta convertirse en uno de los más destacados de Hispanoamérica. En 1959 crea su primera Fisicromía (efectos visuales y en los que con frecuencia aplica coloridas mezclas sobre un plano único originando un color virtual o subjetivo). y luego de exponer exitosamente en el Museo de Bellas Artes un conjunto de obras que se dé tendencia cinética, marcha a París, ciudad donde reside desde entonces.

La proposición artística de Carlos Cruz-Diez se fundamenta en sus ocho investigaciones que ponen de manifiesto los diferentes comportamientos del color: Color aditivo, Fisicromía, Inducción cromática, Cromointerferencia mecánica, Transcromía, Cromosaturación, Cromoscopio y el color en el espacio. Cada una de estas etapas con obras significativas y dónde se puede observar el trabajo del artista.

La trayectoria artística de Cruz Diez le ha merecido, entre otros, los siguientes reconocimientos: Premio Nacional de Artes Plásticas (1971), Premio de la I Bienal Americana de Arte (Córdoba, Argentina), Premio de la IX Bienal Internacional de Pintura (Sao Paulo, Brasil). En Venezuela, las obras de Cruz Diez decoran diversos rincones de la geografía nacional. Desde las salas de máquinas de la Central Hidroeléctrica del Guri (Ambientación Cromática, 1977-1986) hasta la Cromoestructura Radial de Barquisimeto (Homenaje al Sol, 1983), o la Inducción Cromática de la Torre Stratos en Valencia (1990), sus formas geométricas y sus mezclas de colores crean ambientes característicos. En 1992, Carlos Cruz Diez, diseñó la Plaza de la Realidad Virtual, para el Pabellón de Venezuela en representación de la plástica nacional en Expo Sevilla 92, España.



En la actualidad, Cruz Diez continúa desarrollando nuevas formas artísticas. Muchas de sus obras se pueden apreciar en el Museo de la Estampa y del Diseño Carlos Cruz Diez.